miércoles, 17 de febrero de 2010

La madre (II)

...
Sabia de un árbol torturado que merece ya descanso;
fuerza donde la existencia gravita, sosegada,
aun cuando se empeñe el destino en truncar sus ramas;
lugar donde las raíces más profundamente arraigan.
...
Ya herida por un rayo, el pecho atravesado de parte a parte,
cual madera noble pese a todo carcomida por el paso de los años,
no se doblega, resiste la madre —es origen, es árbol—
los embates de esa vida que, inclemente, pretende derribarla.
...

12 comentarios:

núria dijo...

Se acerca la primavera, la mejor estación para las madres y para los árboles.
Un abrazo para las dos.

Malena dijo...

Mi querida Wara: Las madres están hechas de un material muy resistente y sus ramas pueden soportar más de lo que nos imaginamos. Son como juncos que se doblan hasta el suelo pero vuelven a su forma original.

Mil besos y mil rosas.

Anjanuca dijo...

Hermosa comparación, son árboles pero no árboles cualquiera. Las madres están hechas de madera de roble.

Besucos.

Wara dijo...

Hay un verso de César Vallejo que dice: "es de madera mi paciencia". No sé qué más dice el poema, no lo recuerdo, pero bien podría decir que es de madera la fortaleza de las madres. De madera noble, de madera incorruptible...

Mis queridas Núria, Malena, Anjanuca, besos a las tres. Y gracias por estar ahí, aquí tan cerca.

AdR dijo...

Las madres son como árboles robustos, tal y como lo escribes, así se sienten y así nos lo haces sentir y recordar.

Besos

Wara dijo...

Y qué buena sombra nos dan, ¿verdad? E incluso cuántas veces nos asombran.

Besos, Angel.

Maverick dijo...

Hola Wara :-)

En USA hay un programa nacional para conservar unos puentes que tienen, quizás, unos 200 años de edad. Son de madera. Puedes verlos en la película de Eastwood "Los puentes de Madison". Son antiguos, bonitos, sólidos y con muchas historias entre sus vetas.

Algo así como las personas, como las madres, que nos traen, nos llevan, nos enseñan, nos protegen y nos unen con el pasado y con el futuro. Su historia es la nuestra y su vida está en nosotros. Una madre es irreemplazable y siempre va a estar con nosotros... incluso más allá del tiempo, porque de sus vetas nacen las nuestras. De los buenos árboles germinan mejores árboles :-) y suelen crecer cerca como para protegerles con el tiempo.

Todo irá bien, verás.
Cuídate bonita,
Besines,
Maverick
...

Wara dijo...

¡Pero que sorpresa más agradable, Maverick! Qué gusto leerte por aquí después de tanto tiempo... ah, que no es una recriminación, lo sabes.

Ocurre con las madres como con todo aquello que consideramos seguro, y que a veces no lo valoramos en la debida medida, hasta que un día nos sorprendemos huérfanos, frustrados. Pero tienes todaaaaaa la razón, todo irá bien.

Besos, muchos.

Druida de noche dijo...

El arbol como fuente de todo vida, me gusta. La madre como ramificaciones de todo lo que hay. Sombra, finalmente, primavera desde el principio....

beso con destino
Druida.

Wara dijo...

Recojo ese beso, Druida. Gracias.

Ŧirєηzє ♥ dijo...

Ay...
este texto me estremece....y me atraviesa el corazon...

mi madre.... la madre de mi madre...
yo que tambien soy madre...
todas las madres del mundo que sufren....


en fin...
precioso texto...

un abrazo

Wara dijo...

Hola, Fire, las madres sufren quizá como nadie pero también on quizá quienes mejor encuentran la forma de sobreponerse siempre, ¿verdad?

Un abrazo.