lunes, 25 de enero de 2010

La eterna sombra larga (*)

..
Sabed,
sabed que hasta tal día como hoy, hace dos años,
en esta tierra de incesante lluvia, de niebla inescrutable,
brilló, no obstante, resplandeciente el sol.
...
De pronto el cielo oscureció, cayó la noche,
y la vida como era, feneció.
...

In Memoriam
25 Enero 2010


(*) Con permiso de Luis Cernuda...

7 comentarios:

núria dijo...

Un abrazo, Wara.

Malena dijo...

Mi querida Wara: El día puede ser maravilloso con un sol resplandeciente pero todo puede tornarse en un momento cuando alguien querido desaparece para siempre.

Mil besos y mil rosas.

Anjanuca dijo...

Luis Cernuda estaría orgulloso de tí.

Besucos.

Druida de noche dijo...

Cuando mueren letras como las de Cernuda, mueren días infinitos. Hasta que tú nos traes esos días para que brillen como corresponde.

Te dejo un beso en el aire
Druida

Wara dijo...

Escribió William Worsworth en su Oda a la Inmortalidad que no debemos afligirnos, que la belleza perdura en el recuerdo... Yo pienso que los recuerdos bellos y entrañables se quedan fijos en el alma y nos acompañan.

Muchas gracias, besos.

AdR dijo...

Parece el prólogo de un terrible cuento. Seguro que lo fue.

Muchos besos y mucho ánimo.

Wara dijo...

Sí que lo fue, Angel, pero cada día nos esforzamos en seguir escribiendo nuevos capítulos.

Gracias, muchos besos.